jueves, 29 de mayo de 2014

[Las revistas de manganime en España]

Cambiemos un poco de aires, ¿no os parece? El otro día estaba yo lamentando que en la actualidad no exista en nuestro país ninguna revista de manganime, en gran medida debido al auge de Internet. Ahora quien quiere saber algo, usa al maestro Google-san. Sin embargo, España tuvo una cierta época dorada en la que las revistas otaku proliferaban por el sector. A través de esta entrada, voy a repasar, DESDE MI EXPERIENCIA, aquellas que he visto y/o vivido. 
Nota: Esto no pretende ser un artículo informativo objetivo, sino mi particular visión del mundo de las revistas de manganime a través de los años.

Todo comenzó, creo recordar, con la mítica revista Neko, publicada en la época de los 90, cuando la generación más Narutard de otakus aún no era siquiera un pequeño feto. Fue, digamos, la pionera del sector y todos recordaréis aquella mítica portada con Goku a la cabeza. Para muchos, fue el inicio de su afición, para otros, la consagración. 

Sin embargo, en aquella misma época a la revista Neko le salió una rival, la llamada Kame, y los fans se dividían cual Madrid-Barça entre una u otra. Parecía que salió mejor parada la Neko, en seguidores y ventas. Muchos acusaban a la Kame de tratar pocos temas y de centrarse demasiado siempre en lo mismo.

Y, quién lo diría, animada por esta sucesión de revistas de manganime, la propia Norma Editorial se animó a lanzar su propia revista, llamada Otaku. Al ser una revista de la editorial, se centraba toda en sus propios lanzamientos y en darse publicidad. Con todo, la revista gozó de cierta popularidad.

Y poco después se sumó al carro Mangazone, una revista con gran diversidad de contenidos, si bien con una maquetación cuestionable. A pesar de todo, era la elección de muchos debido a su gran cantidad de información.

Llegamos luego a la época del famoso CD, y a todas las revistas, a posteriori, les dio por insertar en cada número un disco repleto de vídeos e imágenes, algo que contentó a todo el mundo, ya que por aquel entonces Internet era el privilegio de unos pocos, y ver openings de anime o imágenes era toda una revolución.
La revista Dokan, que muchos conoceréis, también se sumó a esta moda, una revista bien realizada, informativa y con la que muchos entraron en el mundillo.
De esa misma quinta, llegamos a la mítica revista Minami, la cual un servidor compraba compulsivamente mes a mes. Lázaro Muñoz estaba al frente de esta publicación, repleta de textos, opiniones y mucha crítica a los peores aspectos del mundillo otaku. Para mí, Minami fue la referente del mundillo durante muchos años y le debo en gran parte haberme dado a conocer esta afición.

Junto a las dos previas, convivió también Shirase, revista con gran parecido a Dokan, y también bastante repleta de contenidos y bien planteada. Estas tres revistas coparon durante bastante tiempo el mercado de las publicaciones manganime en España.

Algo después, nos llegó Anitype, más centrada en el anime y especialmente en el mundo nipón, lo cual hizo que la gente, al no ver nada de lo que se comentaba en la revista en nuestro país, acabara por darla de lado.

Nos acercamos más a la actualidad, y si me permitís voy a dar un salto temporal hasta la llegada de Panini y sus dos revistas diferenciadoras de género, Mega Hiro y Yukiko. Las dos estaban dirigidas a un público muy joven, lo cual no impedía que muchos otakus ya creciditos como un servidor se las compraran (sí, la Yukiko también cayó en alguna ocasión) y disfrutara con ellas. La mayor lacra de estas revistas, aparte de su tono marcadamente infantil, era que no aportaban realmente información, limitándose a resumir tramas de mangas y animes y poco más.
Aún con todo, tuvieron su momento de gloria y duraron lo suyo.

Más o menos por aquel entonces, quizá un poco antes, el famoso portal de noticias Mision Tokyo se animaba a lanzar su revista oficial. Lamentablemente, duró muy pocos números, a pesar de resultar atractiva  y bastante informativa. Quizá le pudo el auge de internet y el hecho de que la maquetación fuera muy mejorable.

Y llegamos casi hasta la actualidad, donde hace unos años Planeta se animó con un publicación al estilo nipón. La llamada B's Log fue una iniciativa muy aplaudida por los medios, pero desafortunadamente no duró más de 4 números, algo que personalmente lamento muchísimo, porque resultaba muy interesante y respondía a muchas peticiones que finalmente no fueron correspondidas con buenas ventas. Descanse en paz.

Por último, no quiero terminar este artículo sin hablar de una pequeña publicación, más bien tirando a fanzine, que un servidor descubrió y no dudó en comprar. Para mi sorpresa, encontré una revista muy cuca, muy actual y repleta de información variada e interesante. Su nombre era Niguru, y no duró tampoco ni cinco números, algo que lamenté, porque era la mejor que había leído en mucho tiempo.

¡Hasta aquí mi repaso por las revistas otaku en nuestro país! ¿Las conocéis todas, las habéis comprado, qué revista os atrajo a este mundillo y por qué? ¡Os toca!

6 comentarios:

El Tito Futuzor jueves, mayo 29, 2014  

La verdad es que echo de menos esa época donde las revistas sobre manga y anime vendían como churros.

Yo también fui un comprador compulsivo de Minami, que fue la última que sobrevivió del sector.

Lo malo del asunto es que ahora con los cientos de portales que hay en Internet sobre manga y anime, sacar una revista impresa ya no tendría tanto impacto como antaño.

Vhila jueves, mayo 29, 2014  

Yo tambien me compré unas cuantas minami, la verdad es que se echan de menos ^^

shin domingo, junio 01, 2014  

También echo de menos la etapa de las revistas, aunque llegó un momento en que salían muchas más revistas que mangas en nuestro país, y era un absurdo.

Me ha gustado tu entrada.

Yo compraba muchas de éstas, pero mi favorita era Neko, con Anabel Espada al frente en su última etapa (la de Norma) donde ella prácticamente lo hacía todo ya al final, y se notaba: había bastantes errores conceptuales, firmaba algunos artículos con su nombre real y otros con su nick "Minami" para que pareciese que había más redactores, etc. Se notaba que se pegaba un palizón que por desgracia no terminaba de funcionar demasiado en ventas a pesar de que durase tantos números (la "culpa" la tuvo que incluyesen de puntillas en casi cada número, algo de DB, con páginas a color interiores), la realidad es que el resto de la actualidad manga no le interesaba a casi nadie :-(

Neko además tenía cosas que NINGÚN medio de la actualidad hace en realidad: Anabel era una apasionada del manga y tenía una sección Tankoubon donde leía las últimas novedades japonesas y francesas, y era la leche.

Por otro lado, Minami y revistas con cd. En realidad no eran tan buenas como recordamos (yo escribía en Dokan en sus inicios y en Minami): los artículos eran muy amateur y se hacía todo a través de una lista de correo donde casi no se pasaba ningún filtro (recuerdo que yo mismo llegué a escribir alguna barbaridad de la que me arrepiento muchísimo, pero era muy difícil conseguir según qué material y la información en internet era bastante escasa en ocasiones). Estas revistas desaparecieron básicamente porque la editorial Ares NO pagaba a los redactores e incluso los redactores jefe de revistas como Loading las pasaban canutas para cobrar. Míticos los artículos de Chiisai / Alessandra Moura, en Minami hablando de sus hijas como si todos las conociésemos (y temas super personales que no venían muy a cuento XD), los especiales de KOR y Evangelion de Dokan, o Gran Hermanotaku (escrito por uno de mis mejores amigos, lo que nos partíamos la caja cuando lo escribía y luego veíamos las reacciones de la gente e incluso las cartas que llegaban a la editorial XD fue un exitazo sin precedentes, había gente que SOLO compraba la revista por esa sección).

shin domingo, junio 01, 2014  

Luego llegó la editorial Megamultimedia y viendo lo que hacía Ares, sacó Anitype y Gametype, con el mismo personal de Loading, y pasó lo mismo: no pagaban.

Otras revistas que se podrían comentar:

Daicon, la revista de Ivrea. Creo que salió un solo número, a pesar de que el prepotente Marc Ortiz aseguraba que sería la rehostia y que vendería la releche. Se la pegó.

Kabuki, la revista de Glénat, en sus inicios al parecer fue una buena revista y luego al parecer, en una mierda infumable que casi ni trataba el manganime. A mí me pilló en mis inicios, en esta segunda etapa.

Daisuki: otra revista con CD que duró dos telediarios, literalmente, dos números. Era un proyecto que comenzó en internet como webzine (donde participé y nunca pude ver mi artículo XD), y a base de insistir, consiguieron una revista. Mítico el editorial donde decían cosas como que su intención era poco a poco ir subiendo escalones y salir como publicación en Japón e incluir una versión con CD para Macintosh. XDDDD

Dokami: un refrito que cogía artículos de Dokan y Minami y hacía un copiar y pegar infame para sacar más dinero.

+Manga: revista con CD de Rafa Gallardo (que antes escribía en Minami y se ve que algo raro le pasó con Lázaro porque desapareció de esa revista y había pullitas entre ellos en la red) de Ares. Información pura y dura. Comentaban un montón de series, lo que pasa es que no había coordinación entre textos e imágenes (algo que pasaba con Minami también) y te daba la impresión (totalmente real) de que el redactor se dedicaba a escribir tochos buscando el objetivo de llegar a un número de palabras para rellenar un par de páginas más sin profundizar demasiado y con una maquetación horrorosa, donde no se respetaba ni el tamaño de fuente de un artículo a otro, o se colocaba una imagen random como fondo, haciendo muy difícil su lectura. Mítica la baraja de tarot que regalaban número a número y con una cajita para guardarla, donde NO cabía dicha baraja y de intentar forzarla para que cupiese, se me rompió XD

Nexus: revista de comic americano (y no recuerdo si europeo) con CD de Ares, un intento de captar a ese público que no funcionó.

Hentai: revista de Ares que nunca compré. Luego Hentype de Megamultimedia se llevó el pastel.

Mangazone por otro lado era una revista que me encantaba, tenía artículos que eran un puntazo, pero metían bastante la gamba. Aún recuerdo sus especiales temáticos... hicieron dos dedicados a Slayers aprovechando su emisión en la 2, y se inventaron un montón de datos, como que Naga salía en Slayers Next, cuando realmente era un personaje exclusivo de las pelis...

Existe algún proyecto por la red donde se están escaneando las revistas, pero me he mudado a Mallorca y tengo mis revistas inaccesibles, y puesto que solo dan acceso a esos scans a gente que colabore con scans, no puedo disfrutar de nada de esto :-( Eso sí, se pueden descargar los CDs:

http://www.mcanime.net/foro/viewtopic.php?t=417060&postdays=0&postorder=asc&start=0&sid=213c2626c35f4b88354037bb408f95e1

Yerai Feijoo domingo, junio 01, 2014  

Muchísimas gracias por la completísima información y repaso, Shin.

Héctor González Salinas lunes, abril 18, 2016  

Excelente información Shin, por casualidad no contaras con información de donde se encuentra ese proyecto de revistas de anime?, yo tenia la excelente revista NEKO y lamentablemente perdí todas mis revistas y su excelente información, no se cuanto tiempo llevo buscando algún escaneo para recuperar esos geniales artículos en especial cuando se escribia de mangas desconocidos.

Toda información sera muy agradecida.

Saludos desde Chile

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP